lunes, 25 de julio de 2011

Comunicación del gobierno y los blogs

Tras las críticas de Carta abierta que se hicieron públicas, es casi imposible no ver cierto paralelismo entre lo que sucede con los medios afines al gobierno ahora y lo que nos pasó a varios de nosotros hace algunos años.

Sin duda, es positivo dar otras versiones a las que circulan por los grandes medios, pero siempre hay que hacerlo dentro del profesionalismo, sino la gente no se acerca, o peor aún, se espanta a alguno de los que en primer término se había acercado. 6,7,8 cumple una enorme función, que es la de dar voz televisiva a un sector que por ej. durante el conflicto de la 125 no tenía lugar en los medios, pero no hay que equivocar el camino, hay que informar, pese a todo. Pese a que no nos guste que haya ganado Macri o haya salido segundo Del Sel en Santa Fe. Informar eso sin descalificar a los porteños o los santafesinos. Hacerlo y punto.

En todo caso, si se quiere ser crítico, hacerlo con altura, con argumentos concretos no con slogans vacíos de "Macri es volver a los 90". En todo caso que ese slogan sea la frutilla del postre para encerrar una serie de conceptos específicos que expliquen por qué Macri o quien sea, es volver a los 90 (sin olvidar tampoco que hay que explicar ¿qué pasó en los 90?, dejando de lado el "se robaron todo", ya que eso hace parecer que sólo fue la corrupción la que nos hundió, cuando lo terrible de esa época fue su política económica, acompañada por la corrupción, sí, pero no fue esta última la causa del naufragio) .

Sino cambiamos este tipo de cosas, correremos el riesgo de comunicar sólo para los convencidos, cuando a los que debemos apuntar es un espectro mucho más amplio.

pd: Tengo un deja vú.